jueves, 17 de diciembre de 2015

Reseña de "La guerra en el fin del mundo" de Ian Ross

Aurelio Casto, centurión de la VI Legión Victoriosa, es un hombre corpulento, parco en palabras, inculto y aficionado a los burdeles. También es un soldado eficiente y un líder duro y severo, de esos que acatan las órdenes de sus superiores sin chistar y espera que las suyas sean atendidas de la misma forma. No pierde el tiempo en debates internos ni posee un pasado trágico ni un peligroso enemigo mortal que lo sigue allá donde va. Es, simplemente, un curtido centurión de las legiones de Roma. Y el protagonista de la novela. 

Y esto es un punto a favor, ya que se aleja del arquetipo de héroe perfecto, culto, de pasado complicado, perseguido por sus fantasmas. Para nada. Casto es un hombre de su época, con sus peculiaridades, pero parece un buen reflejo de lo que debía ser un oficial de bajo rango de las legiones en los primeros años del siglo IV e.c.

La novela se distancia de otras épocas tan re-visitadas como las Guerras Púnicas o los tiempos gloriosos de los siglos I y II. Estamos en un siglo turbulento, donde la estructura y equipamiento de las legiones ha cambiado y aun sigue transformándose en un Imperio está azotado por tensiones sucesorias y guerras civiles.

Pues bien, estacionado en Britania junto a la legión, es elegido para que sus hombres escolten a dos emisarios hacia el norte, más allá de las ruinas del Muro de Antonino, para reunirse con los líderes del pueblo de los pictos, ya que hay rumores de que se está gestando una revuelta contra Roma y el Augusto Constancio ha decidido tomar cartas en el asunto. Si fuera necesario cruzaría el mar junto a las legiones y, acompañado por su hijo Constantino -tribuno de caballería- haría frente a los bárbaros. Pronto, nuestro protagonista se dará cuenta de que hay muchos intereses cruzados en las negociaciones y de que abundan los conspiradores en la sombra en uno y otro bando, por lo que el alzamiento picto quizás sea inevitable y las tierras de Britania se vean castigadas por la guerra una vez más.

Legionarios de comienzos del siglo IV, por Seán Ó'Brógáin
Tiene buen pulso y la duración justa, nunca llegando a aburrir en sus 400 páginas. Como ya habréis podido adivinar, es una novela de carácter militar pero tienen también unas pizcas de intriga y política que dan un buen toque al conjunto. Debo decir que ha sido una pequeña sorpresa, ya que estaba bastante escéptico ante lo que pudiera encontrarme. ¿Sería algo tan manido como las novelas de Ben Kane, con un tono demasiado juvenil y que parecía más sacado de las novelas de fantasía de los 90 que de la novela histórica seria? ¿Quizás estaría bien escrita pero sería aburrida como “Martyrium: El ocaso de Roma”, ambientada en estos mismos años? Pues resulta que la novela funciona y cumple, entretiene y nos sumerge en el ambiente de la Britania del siglo III y de los legionarios de la época. Sin ser un dechado de virtudes, el estilo del autor es resultón y acompaña perfectamente a la narración y al personaje. Me parece también un acierto que, aunque siendo una novela militar, nos presente la guerra como algo sucio, cruel y despiadado, lejos de idealizaciones y conceptos como el honor y la gloria del combate, usados sólo para motivar a los soldados que luego se enfrentan a la cruda y brutal realidad del conflicto armado.

De hecho, tuvo gran éxito en Reino Unido, donde ya se ha publicado un segundo volumen y el año próximo verá la luz un tercero, convirtiendo así esta obra en una saga militar, aunque esta aquí reseñada es una historia prácticamente autoconclusa.

Dentro de lo negativo, indicar que el texto publicado habría agradecido una última corrección o revisado, habiéndome encontrado algunas erratas aquí y allá, tales como palabras mal escritas, géneros cambiados, o expresiones como “en tiempos de Trabajo” en lugar de “en tiempos de Trajano”. Esto afea un producto que creo está por encima de la media dentro del mundo de novelas militares romanas.

Eso sí, se agradece que la portada muestre un yelmo de la época y no nos coloquen los legionarios con armaduras de bandas, sin importar si la novela está ambientada en el siglo III a.e.c. o en el V e.c.

Esperaré con interés a ver si las continuaciones mantienen el tipo o ya se pierden en la necesidad de escribir y publicar rápidamente, pero al menos este título ha servido para llamar mi atención. Sólo espero que para la siguiente cuiden un poco más el texto en español.

Sobre el autor: "Ian James Ross lleva una década investigando y escribiendo sobre la última época del Imperio romano. Pasó un año en Italia impartiendo clases de inglés y en la actualidad vive en Bath, Inglaterra."

Título: La guerra en el fin del mundo
Autor: Ian Ross
Editorial: La esfera de los libros (2015)
Páginas: 420

2 comentarios:

  1. Ya la había visto por ahí y me llamó la atención, me atraen las historias de romanos en Britania, así que habrá que tenerla en cuenta.
    Buena reseña, Vori.
    Arturus.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tus comentarios.
    Me gusta la novela historica ambientada en Roma pero he leido poco de esta epoca final.
    Lo comprare, tiene buena pinta.

    ResponderEliminar